Fiestas en Santander. Carnavales de Santoña

Falta poco para que en Santander se viva una nueva época de fiestas, llegan los carnavales,  festejos que se realizan en diferentes ciudades de España pero en esta provincia alcanzan  un carácter de especial relevancia.

Desfiles, concursos de disfraces, murgas, comparsas y un sinfín de atracciones caracterizan a las Fiestas de Carnaval en Santander que se llevan a cabo tradicionalmente 40 días antes del Jueves Santo. Pero hay un pueblo que se distingue por sus festejos, se trata del Carnaval de Santoña, también conocido como Carnaval del Norte.

Santoña se encuentra en la región oriental de Santander a 48 kilómetros de la capital, al pié del monte Buciero en la Bahía de Santoña, por eso está rodeada casi en su totalidad por el Mar Cantábrico. Declarada Fiesta de Interés Turístico Nacional los carnavales tienen un perfil eminentemente marinero, por eso los disfraces de los participantes son en su mayoría peces o elementos relacionados con el mar.

Santoña es un pueblo alegre, con un enorme sentido del humor, las fiestas están repletas de bullicio, risas,  alegría y mucha música. Desde el próximo 3 de marzo y hasta el día 20, Santoña vivirá jornadas enteramente dedicadas a los festejos del Carnaval 2011.

Santoña

Un total de 15 murgas integradas por adultos y niños participarán del tradicional concurso, una reñida competencia que se repite cada año. Uno de los momentos cumbres del festejo es el “Juicio en el Fondo del Mar”, escenificación donde se juzga al besugo por el secuestro de una sirena, esto ocurre antes del último acto que consiste en la “Quema del Besugo”. Este suceso se desarrolla en la Plaza de San Antonio y de él participan distintas especies de peces como integrantes del jurado presidido por Neptuno.

Si bien el besugo es absuelto, muere de amor como consecuencia del rechazo de la sirena. Por ello se procede a su entierro y posterior quema en la bahía.

Los Carnavales de Santoña están llenos de ingenio y gracia, una verdadera fiesta llena de color y alegría que justifica la visita a Santander.

Viajero